FANDOM


Duende art FFI

Los duendes (ゴブリン, Goburin en japonés; Goblin en inglés) son uno de los enemigos más recurrentes que aparecen en la saga de Final Fantasy, haciendo su debut en el juego original.

Casi siempre aparecen como enemigos comunes de las primeras zonas de los juegos, siendo unos enemigos muy fáciles de eliminar para los niveles tempranos.

Apariciones

Final Fantasy

Goblin-ff1-psp

Los duendes son los enemigos más básicos, siendo casi siempre débiles y por tanto no presentan mucha amenaza para el grupo. En total existen cuatro variantes:

  • El duende común, siendo el enemigo más débil del juego. Aparecen principalmente por Cornelia.
  • El duende guardia, apareciendo normalmente junto con duendes comunes.
  • El duende negro, exclusivo de la reedición Dawn of Souls y posteriores. A pesar de aparecer solo en las mazmorras adicionales, siguen siendo muy débiles.
  • El aldaba, exclusivo de la reedición Dawn of Souls y posteriores. Aparecen en las mazmorras adicionales y son la variante más fuerte, aunque siguen sin ser complicados de vencer.


Final Fantasy III

Goblin-FFIII

Hay tres variantes de duendes en Final Fantasy III:

Por otro lado, en los datos del juego existen otras dos variantes eliminadas: el Captain y el Hobgoblin, los cuales estaban diseñados para ser más fuertes que las variantes presentes.

Final Fantasy IV

FF4Cursor Artículo principal: Duende (Final Fantasy IV)

Hay cinco tipos de duendes en Final Fantasy IV. En la localización original eran llamados Imps en lugar de duendes.

Final Fantasy V

Goblin FFV Anthology

Hay tres variantes de duendes en Final Fantasy V. Todos ellos pueden enseñar la magia azul golpe de duende:

Por otro lado, en los datos del juego existe otra variante eliminada: el Neo Goblin.

Final Fantasy IX

Goblin FFIX Artwork

Hay dos variantes de duendes en Final Fantasy IX, siendo ambos enemigos muy débiles:

Etimología

Son pequeñas criaturas traviesas que forman parte de la mitología celta y nórdica, a pesar de que se haya extendido por todo el folclore europeo. La palabra duende tiene su origen en una expresión, duen de casa, dueño de casa, y se le atribuye esta cualidad por su intromisión al «apoderarse» de los hogares y encantarlos.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.